Selva amazónica (II) La Selva del parque nacional Madidi

Parque nacional Madidi

El parque se caracteriza principalmente por ser el área protegida con mayor biodiversidad tanto en flora como en fauna del mundo, así como en pisos ecológicos ya que va desde las nieves perpetuas hasta la llanura amazónica y albergando etnias comunitarias en su territorio. Fue declarado por la revista National Geographic como una de las zonas con más biodiversidad del planeta y uno de los 20 lugares con mayor interés turístico a nivel mundial. Por su enorme calidad ambiental, genera beneficios económicos significativos a su región por la conservación y el ecoturismo.

Fleck et al., 2006a; Malki et al., 2007
Puesto de control «El Bala»

Para aquellos que piensen que van al parque lamento informaros que pocos de vosotros pasaréis del Área Natural de Manejo Integrado. Es decir, una zona de menor protección dónde se permiten actividades industriales y agrícolas a las comunidades endémicas entre ellas, el turismo.

El rey de la selva

Hace muchos años Diego, tras una experiencia vital aprendiendo artes marciales aborígenes en la selva de Borneo, me dijo: “Tras dos meses en la selva no encuentras mucha diferencia entre pasear por allí y el monte de tu pueblo”. Esas palabras se grabaron en mi cabeza y las recuerdo cada vez que hago este tipo de incursiones medio selváticas.

selva.

1. f. Terreno extenso, inculto y muy poblado de árboles.

2. f. Abundancia desordenada de algo.

3. f. Confusión, cuestión intrincada.

Mapa del parque

La idea romántica que tenemos los europeos no se corresponde a la realidad. La naturaleza lo es en todos lados será poco probable que te encuentres un jaguar en Monte Perdido como lo es que encuentres un oso pardo o un lobo ibérico en Bolivia. Los bosques tropicales que asumimos como selváticos pueden ser tan salvajes como lo que nosotros queramos.

Turismo de aventura



Esto sí que es biodiversidad

En Rurrenabaque aprovechan este concepto mejor que en ningún sitio. Tienes todo tipo de opciones para ir a “la selva”.

  1. Te recogen en el hotel y acabas en un resort a lado del río escuchando a los animales desde detrás de la mosquitera. Te asustas mucho y piensas que la oscuridad está llena de fieras que se beberán tu alma antes de consumir tu corazón. En realidad, los ruidos son un par de cerdos (no tan) salvajes que vienen a comer la basura del hotel.
  2. Te juntas con tres amigos. Duermes en una cabaña y por la noche vas a cazar animales con una linterna. Tienes un cocinero y por la noche tomas cervezas con unos franceses que juegan a las cartas.
  3. El segundo día haces cinco horas por la selva. Acabas vivaqueando y cenando pirañas que has pescado. Bebes agua marrón que no ha llegado a hervir directamente del río. Piensas que la diarrea en mitad de la selva es una experiencia genial para contar a tus compañeros de trabajo una vez que vuelvas (si lo haces).
  4. Tus amigas son la bomba. Habéis pasado el día con un machete cortando las plantas que os ha dicho el guía. Con unas lianas os habéis hecho una balsa y con un palo bajáis por el río mientras os hacéis selfis por navegando. Móvil y chicas llegan sanas y secas a destino.
  5. Te juntan con dos tipos con pinta de marines. Una mochila con 30 kilos y dos horas de 4 x 4. Al pie de un arroyo que baja de un nevado te dicen por ahí empieza el ‘sendero‘. Pasas una semana por la selva abriéndote paso a machete y cazando alimañas para alimentarte.  Al cabo de cinco días la alimaña eres tú. Tienes sueño, tienes hambre y piensas que no vas a poder tener una idea más mala que ésta en toda tu vida. Odias al guía, el marine cachas solloza por las noches, eres lo más suculento que han probado los mosquitos locales en la vida, se hacen adictos a tu sangre, tú ya no te rascas, la vida es así. Cuando llega el barquero a llevaros de vuelta a la civilización le das dos besos, llamas a tu madre y le dices que la quieres. Dos meses después cuentas historias en el bar y les dices a tus mejores amigos que se casan el año que viene que es una idea cojonuda para la luna de miel. Ellos te había preguntado por Machu Picchu.

Hay que estar preparados

Toda broma tiene una parte de verdad, pero en este caso todas las propuestas o las hice directamente yo o lo hicieron alguno de los amigos que compartieron mi viaje en las semanas posteriores al parque. De hecho, hay casos más extremos. Estuve a punto de aceptar la quinta opción, pero me iba mal por fechas. Se lo comenté al guardaparques y el tío no se lo creía. Dijo que él una vez estuvo en esa parte del parque y le llevó 30 días cruzar. Para que os hagáis una idea es cogerte el 60% de lo que vas a comer, el resto lo cazas, pasas de 180 msnm hasta los casi 6000 que es la montaña más alta del parque. Lo sumamos a que no vas por un sendero sino haciendo camino al andar, eso sí haciendo el camino a base de machete. La geomorfología del parque es montañosa, con cañones donde se pierde el eco y unos relieves tan escabrosos que les ponen para mayores de 18 años en los documentales de la dos. Te joderás de frío acampando a casi 5000 metros para luego pasar días y días ahogado en tu sudor en la humedad asfixiante de la profundidad del bosque. Experiencias que marcan. Así que si alguno se va a casar que haga el viaje antes. Si una relación sobrevive a eso lo hará a los hijos, al paro, a las infidelidades, al incendio de la casa familiar y a las visitas inoportunas de los suegros.

Una selva no es más que un bosque

Vista una selva vistas todas. Una selva no es más que un bosque. Esto os puede desanimar, pero si no has estado nunca es más que interesante. Os advierto que ver animales es ciertamente complicado, tú te moverás por una zona con bastante actividad humana mientras ellos tienen un parque con más de un millón de hectáreas.

Hay gente que llega a ver al huidizo puma, nosotros nos conformamos con ver la huella que dejó al escapar de nosotros por no haber sido lo suficientemente silenciosos. Eso o la hacen con un molde para que los turistas se vayan contentos por eso de vivir experiencias gratificantes.

Animales que dejan huella (su pata es como mi mano)

No os voy a contar más, no porque no haya mucho material sino para que os quedéis con ganas de experimentarlo por vosotros mismos y cuando alguien se las dé de guay en un bar contando sus batallitas en la mili apoyéis el vaso fuerte en la mesa, pongáis el tono de Rambo y digáis: “Ni la selva pudo acabar conmigo”. Después del silencio causado por el estupor y la admiración podréis coger vuestro bolso con unicornios rosas y purpurina y pedir un pipermín en la barra.


Historias de los guías

La francesa y el jaguar

Una francesa contrató a un guía durante 30 días. Su objetivo: «er a un jaguar en la naturaleza; que no es nada simple. Son esquivos, pueden oler a un humano antes de que haya decidido siquiera qué ponerse para salir a la calle y lo más importante: él no te quiere ver a ti. Nuestro guía nos explicó que es muy probable que, aunque estés los 30 días, no veas nada.

El primer día estaban yendo de un refugio a otro y ahí, sorpresivamente, aparece una de las bestias más bellas que se puede encontrar en estas latitudes.

Dicen de mí que soy la única persona que va a la selva y le saca una foto al gato

Lo malo es que los grandes felinos también pueden ser algo terroríficos, por el hecho de que te pueden despellejar vivo y esas cosas. El resultado fue que la aventurera no se separó más de 30 metros del campamento en el resto del mes ni para mear. El guía nos contó que se aburrió un montón. 

En la sabiduría de la selva traducida al lenguaje moderno del turisteo creo que nos quería enseñar: “cuidado con lo que deseas”.

La armada invencible

Unos holandeses llegaron con una opinión clara: Llegar, construir un bote y descender desde el parque hasta la ciudad. El guía lo consideró una estupidez, pero bueno, el dinero es el dinero y la mayor parte tira la toalla antes de completar las gestas que tienen tan buena pinta cuando llevas media docena de whiskies en el bar.

Te creerás que buscas al Coronel Kurtz

Los tíos eran disciplinados, obedecían y tenían claro su objetivo. Consiguieron crear un bote de una estabilidad justa y el guía se dijo, bueno, es ir a favor de corriente y todos parecen que saben nadar.

La corriente del río es fuerte así que con flotar ya era suficiente. Lo malo es que también es traicionera y un remolino los atrapó. No son remolinos como los del triángulo de las Bermudas donde no pasa nada. Básicamente olas de una fuerza enorme te empujan hacia delante mientras otro tipo de olas aún más fuertes te dejan en el punto de partida sin dar tregua. Ya, muy nervioso, el guía les dijo: “una última oportunidad, todas vuestras fuerzas, sino salimos de aquí la solución es nadar”. Salieron y tras 16 horas llegaron a la ciudad. Sin duda ya tenían algo que contar.

La medicina de la Pachamama

Dentro de las actividades está la fabricación de artesanías con lo que la tierra provee. Otra, sin duda de las más interesantes, es un recorrido botánico para conocer las plantas y sus propiedades. Eso es muy importante, aunque posiblemente ninguno de mis lectores sea capaz de encontrar árnica y manzanilla en un paseo por los Campos de Castilla, seguro que tras un curso intensivo de dos horas se sabe al dedillo las propiedades y los usos del matapalo o el palo del diablo.

Como en “Los últimos días del Edén”, en la selva hay plantas que lo curan todo un catarro, el cáncer o un machetazo con una planta que segrega una especie de pegamento blanco que hubiera traído a los astronautas del Apolo 13 antes de decir: “Houston, tenemos un problema».

Todo se ve más fácil desde las alturas ¿no?

Nuestro guía empalmó dos grupos seguidos, no había llegado a casa cuando le dijeron de acompañarnos. Durante todo el viaje sufrió una fiebre alta que pudo ser contagiosa. Se tomaba infusiones de esas plantas. Por la noche, cuando los otros guías no podían verle, se acercó a la francesa y le dijo: “me puedes dar un Ibuprofeno”.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s