Diario de a bordo: Guayaquil

Introducción

En Cuenca el pequeño grupo de viaje que se había formado en la Cordillera Blanca de Perú se escindió. Algunos iban hacia el norte hacia Quito siguiendo la ruta de los volcanes, otros hacia las Islas Galápagos y yo me dirigí a Guayaquil.

Santiago de Guayaquil es una mega urbe de más de tres millones de habitantes. A pesar de su privilegiada localización, a las orillas del río Guayas en la costa del océano Pacífico, y de ser un motor económico, la segunda ciudad de Ecuador no es un destino turístico.

Jardines del Malecón (Guayaquil – Ecuador)

Ecuador basa la mayor parte del turismo en las Islas Galápagos. La costa atrae también a turismo joven de fiesta y los volcanes y la selva al turismo de aventura. Sin embargo, Guayaquil suele quedar fuera de los circuitos turísticos del país. Algunas veces se usa de conexión para llegar al archipiélago de Galápagos o para acudir al aeropuerto en una conexión internacional.

Una de las razones es la inseguridad. Ecuador es bastante más seguro que los países vecinos, no obstante, la fama de Guayaquil de ciudad peligrosa está avalada por sus propios ciudadanos.

Cuando busquéis alojamiento debéis tener cuidado. Debido a un congreso internacional de Testigos de Jehová casi todos los establecimientos hoteleros estaban llenos. Buscando mucho encontré algo en una zona poco recomendable de la ciudad. El UBER se asustó al llevarme allí. De hecho, al principio llegó a pensar que podría ser una trampa.

Los guayaquileños son simpáticos y entablan rápido conversación con el extranjero. Eso sí, le dan tantas recomendaciones de seguridad que el sitio de Sarajevo parece seguro en comparación. Aquí no hay francotiradores, pero casi: “no hay fiesta porque si sales te secuestran, si coges un taxi equivocado te secuestran, si te equivocas de barrio te atracan, te sacan las tripas, las venden en el mercado y después te secuestran”.

Para aquellos valientes que a pesar de los problemas de seguridad oséis visitar la ciudad os dejaré unos consejos.

¿Qué hacer?

Isla Santay

El lugar perfecto para visitar la selva sin estar en la selva. Simplemente cruzando un puente o cruzando en barcaza podremos llegar desde una megalópolis con aeropuerto a una zona de naturaleza perfectamente habilitada para el turismo. Al estar en una zona de esteros al lado de un río no podremos librarnos de los mosquitos, sin embargo, podremos admirar una gran fauna incluyendo cangrejos violinistas y cocodrilos.

Isla Santay (Ecuador)

Acceso

Peatonal, ciclístico y fluvial. El acceso para los peatones y ciclistas se da a través de un puente ubicado en Guayaquil en la calle El Oro, junto a la ría. El acceso fluvial se realiza abordando embarcaciones ubicadas en el muelle del Yatch Club de Guayaquil, diagonal al Palacio Municipal. (Cooperativa de servicio las Palmeras de Santay). 

Historia

La isla Santay se encuentra en el río Guayas, a 800 metros de distancia de la ciudad de Guayaquil y pertenece al cantón Eloy Alfaro (Durán). El área de la isla comprende 2.179 hectáreas. Allí radican 56 familias ubicadas en 46 casas, 36 de las cuales se encuentran al ingreso de la zona, con un promedio de entre 207 y 230 habitantes.

En el contexto de la historia de la Isla se conoce que el libertador Simón Bolívar, se asentó en ella, mientras convalecía de una enfermedad. Precisamente allí redactó el borrador del tratado de Guayaquil, suscrito el 22 de septiembre de 1829.

Por encontrarse entre Guayaquil y Durán, se cree en la posibilidad de existencia de sitios arqueológicos de algunas culturas como la Huancavilca, Punaes y Milagro – Quevedo.

En la década de los 40, la isla se destacó mucho por su producción arrocera y ganadera. Desde la mitad de la década de 1990 el Comité Ecológico del Litoral, Organización No Gubernamental (ONG) ambientalista de Guayaquil, realizó un proyecto de fortalecimiento organizacional con la población local que permitió entre otros logros el establecimiento de la Asociación de Pobladores llamada «San Jacinto de Santay», la edificación de un Centro Comunitario y una escuela.

Pero el mayor logro, fue hacer que la Isla sea reconocida no solamente a nivel local, regional y nacional, sino que por sus características ecológicas y por el cuidado de su población a su conservación, se la reconozca internacionalmente como sitio Ramsar. Dicha distinción se dio el 10 de octubre de 2000, por ser el sexto humedal declarado en Ecuador con un área total de 4.705 hectáreas. A partir del 20 de febrero del 2010, la isla Santay es también un Área Protegida y forma parte del Sistema Nacional de Áreas protegidas como Área Nacional de Recreación.

Vía de conexión

Guayaquil y la Isla Santay se comunican a través de un puente peatonal de 840 metros de extensión, cuya finalidad es mejorar el nivel de vida de la isla e incentivar el turismo para aprovechar el entorno ecológico del sector, caracterizado por sus manglares y su riqueza en fauna y flora.

El puente dispone de un tramo elevadizo para permitir la navegación de las embarcaciones que cruzan la ría. Además, el sector de ingreso del lado de Guayaquil cuenta con áreas para estacionamiento de vehículos.

Atractivos

Uno de los mayores atractivos de la isla es su ambiente ecológico, caracterizado por su fauna y flora costeña que es muy diversa encontrando animales como mamíferos, reptiles, hermosas aves tropicales; y especies como árboles de mangle negro, guachapelí y el samán (árboles endémicos).

Flora

En la isla se encuentran las siete vegetaciones principales de bosque de manglar, bosque mixto de árboles y herbáceas. Además, se destacan también el guasmo, la palma real, el mangle negro, el guachapelí, árboles de mangle negro, guachapelí y el samán (árboles endémicos).

Fauna 

Uno sus principales atractivos es la nueva cocodrilera ubicada junto a la Ecoaldea. La cocodrilera es una gran laguna dividida en dos con un cerramiento perimetral con listones de madera plástica y malla triple galvanizada. Por un lado, están las hembras. A un costado, el macho.  En total la cocodrilera acoge a los 12 ejemplares distribuidos en 2 áreas de aproximadamente 6 metros de largo y 200 libras. Los reptiles fueron traídos desde la provincia de Esmeraldas. Además, en la isla se encuentran, 85 especies de aves; 12 de reptiles como la boa y la iguana; mamíferos como el mapache, el ocelote, el oso hormiguero y el murciélago. La fauna acuática consta de bagre, corvina, tilapia, las cuales son usadas para el consumo y para la venta. 

Isla Santay Cocodrilera (Ecuador)

Servicios 

La isla cuenta con senderos ecológicos elaborados con madera plástica (mezcla de ambos materiales) los que conectan con una torre mirador, una cabaña para hospedajes, una zona para preparación de alimentos, un dispensario médico, un centro de reciclaje, una oficina de turismo y una casa para los guardaparques. 

Costo 

El ingreso al área es gratuito. Únicamente los servicios de restaurantes tendrán costos. El comedor comunitario ofrece refrigerios y varios platos típicos a la carta como: Ceviche mixto, Seco de Pollo y Pescado Frito.

Parque Histórico Guayaquil

Cuenta con 8 hectáreas divididas en tres zonas: la de Vida Silvestre, Zona de Tradiciones y Urbano Arquitectónica, donde se conjuga lo natural y lo urbano en un sólo concepto: el fomento a la conservación del medio ambiente y el rescate y promoción de nuestras tradiciones.

En el Parque de las Iguanas hay… iguanas (Guayaquil – Ecuador)

Malecón 2000

Malecón 2000, ubicado en la ciudad de Guayaquil, junto al río Guayas, es un proyecto de regeneración urbana del antiguo Malecón Simón Bolívar, de 2.5 km de extensión en donde se puede disfrutar de los grandes monumentos de la historia de Guayaquil, como el Hemiciclo de la Rotonda, museos, jardines, fuentes, centro comercial, restaurantes, bares, patios de comida, el primer cine IMAX de Sudamérica, así como muelles, desde donde se puede abordar embarcaciones para realizar paseos diurnos y nocturnos por el río Guayas y miradores entre otras atracciones.

Un paseo agradable por el Malecón (Guayaquil – Ecuador)

Constituye una de las más grandes obras emprendidas por la ciudad de Guayaquil y considerada modelo a nivel mundial, además de haber sido declarado ‘espacio público saludable’ por la Organización Panamericana de la Salud/Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS).

Historia

Su historia data de antes de 1820, cuando se llamaba Calle de la Orilla. Para 1845 tenía una milla y media de largo con asientos de listones de madera y con lámparas de hierro fundido para iluminarlo. En 1906 el Cabildo construyó su muro de contención, entre el barrio Las Peñas y la calle Colón, donde se ubicaba el desaparecido Mercado de La Orilla.

Tradicionalmente, era la primera imagen de la ciudad a los viajeros que llegaban en barco, pues en aquella época la vía fluvial era la mayor vía de comunicación. Las modificaciones de 1920 toman como modelo el «lungomare» de algunas ciudades italianas. Inicialmente el sector comprendido entre las calles Aguirre y Junín, se llamó paseo de las Colonias Extranjeras, merced de una Ordenanza Municipal de 1931. Luego su nombre cambió al de Malecón Simón Bolívar y en el año 1999 fue uno de los lugares más visitado

A partir de 1999, la remodelación del Malecón Simón Bolívar, iniciada en la administración del alcalde León Febres-Cordero Ribadeneyra, expresidente de la República del Ecuador, tuvo como finalidad desde el principio de su concepción, la revalorización del casco comercial de la ciudad de Guayaquil, creando espacios que propiciaran la regeneración urbana, propósito que se ha cumplido gracias a la decisión de sus Líderes, tanto del sector público como privado, que creyeron en la factibilidad de lo que ahora es una gran realidad que recibe la visita de connacionales y extranjeros que admiran y disfrutan de la seguridad y belleza que confiere uno de los lugares más visitados de la ciudad con un aproximado de 95 millones de visitas desde la inauguración de la primera etapa en octubre de 199o su presidente actual el abogado Jaime Nebot Saadi, alcalde de la ciudad, que con decisión ha logrado culminar esta obra que enorgullece a todos los ecuatorianos y es un referente de Guayaquil.

El Malecón 2000 es un lugar público en el que el visitante puede realizar múltiples actividades sólo o en familia, es un circuito turístico que conjuga la arquitectura moderna con los legados históricos, la naturaleza y el marco romántico natural que proporciona el río Guayas le han permitido al ciudadano común apropiarse de cada espacio que lo forma y por ende cuidarlo y enseñar a los demás que el Malecón 2000 pertenece a la ciudad.

Torre Morisca (Guayaquil)

El Malecón es un pilar histórico de la ciudad, ya que desde él se expandió su crecimiento y a los inicios de la urbe tuvo un importante papel en su desarrollo y embellecimiento. Luego, en una época, por imprudencias del destino estuvo desligado de Guayaquil; pero siendo lo que fue, se rescató y renovó, dándole un nuevo brillo a la ciudad.

Ahora es un honor para los guayaquileños poder disfrutar de los colores del Malecón y desde él, los de la ría. El Malecón 2000 ha vuelto a ser el corazón de la ciudad y quiere compartir con todos sus huéspedes la maravilla de su paisaje. No se puede dejar de visitar Guayaquil sin conocerlo por primera vez o nuevamente.

Está dividido en sectores, los mismos que muestran la variedad de las grandezas de Guayaquil, cada uno de ellos con un color diferente. Así en su comienzo muestra la diversidad de banderas del Ecuador con un colorido contrastante, para que el “Palacio de Cristal” que muestre con sencillez su imponente mirada.

Las Peñas

Historia 

Las Peñas con más de 400 años de antigüedad, es el primer barrio de Guayaquil. Su nombre se debe justamente a la cantidad de peñascos, pedregones y rocas calcáreas, que poseía el cerro, cuando se asentaron los españoles, allá por el siglo XVI.  En 1982, fue declarado patrimonio cultural del Ecuador y entre los años 2002 y 2008, tuvo un proceso de restauración y regeneración realizado por el Municipio.

Este barrio, nacido en la época colonial, que hacia el siglo XVII era el balneario guayaquileño sobre la ría, o el sitio de descanso veraniego de gente adinerada, fue destruido en dos ocasiones por los incendios que azolaron Guayaquil en diferentes épocas. El primero fue el de la noche del 5 y mañana del 6 de octubre de 1896 y el segundo, el 16 de Julio de 1902. Pero siempre se levantó de las cenizas como el Ave Fénix, gracias al empuje y valor de los guayaquileños. El hecho de haber sido construido nuevamente en la época de la República, le hizo perder su condición de arquitectura colonial.

El barrio en sus orígenes fue el hogar de humildes artesanos y pescadores, pero en los años XX con la llegada de la bonanza, producto del boom cacaotero, el sector fue ocupado por hacendados acaudalados, quienes construyeron la mayoría de las casas lujosas que se conservan hasta hoy y son una reliquia.

Allí vivieron ilustres personajes de la política, la empresa y la cultura de Guayaquil, entre ellos once presidentes de la república, como Carlos Arroyo del Río, Francisco Robles, José Luis Tamayo, Carlos Julio Arosemena Tola, Alfredo Baquerizo Moreno y Eloy Alfaro; escritores como Enrique Gil Gilbert, historiadores como Rafael Pino Roca, los pintores Manuel Rendón Seminario y Alfredo Espinoza Tamayo, la educadora Rita Lecumberry, el músico Antonio Neumane creador de la música del Himno Nacional. Incluso se cuenta que el revolucionario Ernesto “Che” Guevara, vivió un tiempo, ayudando como pediatra en forma gratuita a sus moradores y que también fueron visitantes del sector, el escritor norteamericano Ernest Heminway y el poeta chileno Neftalí Reyes más conocido como Pablo Neruda.

Atractivos 

Su estilo arquitectónico de inicios del siglo XX con sus hermosas casas de madera, que reflejan el desarrollo de la industria maderera, clásica de la ciudad; su aspecto colorido y romántico de calles angostas y empedradas; su paisaje natural de ensueño por estar situado en el cerro y frente al río y su ambiente bohemio.

Hacienda La Danesa Lodge

Fundada en 1870, Hacienda La Danesa está ubicada en la región Montubia de la costa del Ecuador entre Naranjito y Bucay, justo antes de la espectacular cordillera de Los Andes, y a una hora de distancia al este de Guayaquil. La danesa es una hacienda de trabajo tradicional de 500 hectáreas que ofrece actividades como cabalgatas, ríos, gastronomía Gourmet y cata de chocolate orgánico.

Cerro Santa Ana

No os dejéis asustar por sus 444 escalones. Subir merecerá la pena y podremos hacer todas las pardas que queramos entre bares, puestos ambulantes, casas con encanto y unas vistas privilegiadas.

Escalón 444 del Cerro Santa Ana (Guayaquil – Ecuador)

Historia

El cerro Santa Ana es el lugar donde nació Guayaquil, allá por el siglo XVI en las décadas de 1540 a 1550, cuando el español Diego de Urbina reasentaba la ciudad en las faldas de lo que se denominaba Cerrito Verde o Cerrito de la Culata, que junto al Cerro del Carmen formaban una imagen parecida a una silla de montar por lo cual se llamó a la urbe como la “Ciudad de la silla gineta”. El nombre de Santa Ana se debe a una antigua leyenda que dice que el soldado español Nino de Lecumberry, en una de sus faenas, estando en peligro de muerte, invocó a dicha santa para salvarse. Al lograrlo, en agradecimiento, colocó en la cima del cerro, una cruz con la leyenda de “Santa Ana”. Desde ahí, los pobladores empezaron a llamar así al lugar que antes era llamado por los aborígenes originarios como “Loninchao”. 

Disfruta de un cerveza con vistas subiendo al Cerro Santa Ana

Atractivos 

La colina de 60 metros de altura es uno de los más importantes miradores de Guayaquil, pues permite efectuar un recorrido visual con un giro de 360 grados, en el que se aprecia por el norte: la intersección de los ríos Babahoyo y Daule que forman el Guayas; por el sur: el casco comercial de la ciudad; al este, la Isla Santay y Durán; y al oeste, el cerro del Carmen y el resto de la ciudad. En el mirador del cerro, hay binoculares especiales para uso del turista. El Cerro Santa Ana, además, es una zona turística, cuyo acceso se da por las escalinatas Diego Noboa, que tiene 444 escalones, en los que hay plazas, glorietas, museos, capilla, el faro, galerías de arte, tiendas de artesanía, cibercafés, bares y restaurantes. 

Museo Antropológico y de Arte Contemporáneo

El MAAC está localizado en el centro de la ciudad de Guayaquil, junto al barrio Las Peñas y frente al río Guayas. Con un área de construcción de 10.000m2, distribuidos en tres plantas y 11.00m2 de áreas exteriores, forma parte del conjunto arquitectónico denominado Malecón 2000.

Es un museo abierto que se instituye como enclave de la discusión cultural, es un espacio de conocimiento, de saber. Su principal misión es la de insertarse en el contexto sociocultural de la comunidad a la que se pertenece con la finalidad de mejorar la calidad de vida de nuestros ciudadanos, formando públicos que participen directamente en la afirmación y valorización de la cultura nacional contribuyendo a la conformación de la propia expresión identitaria.

El museo cuenta con:

  • 6 salas de exposiciones
  • Lobby y área de cafetería para conferencias, conciertos, encuentros, etc.
  • Auditorio con capacidad de 350 personas donde se desarrolla el proyecto MAAC Cine y actividades académicas y artísticas.
  • Biblioteca: información completa y especializada en antropología, historia y arte con más de 20 mil publicaciones.

LA ENTRADA ES GRATIS.

Historia

Desde la década de 1540, en que Diego de Urbina organizaba el primer asentamiento en el cerrito verde (que después se llamó Santa Ana) de la hermosa ciudad que se desarrolló a la diestra del Guayas, en el antiguo territorio Huancavilca, creció con una arquitectura maderera, fruto de las diestras manos de los carpinteros de la ribera, que, utilizando maderas preciosas e incorruptibles, le dieron con sus balcones y portales una característica única en América.

Su ubicación, entre el cerro Santa Ana y el cerro del Carmen, ofrecía una maravillosa perspectiva hacia el rio, en donde navíos de altas velas vigorizaban su actividad portuaria, que desde muy temprano se convirtió en un motor de la economía regional, tanto en la época colonial como en la republicana.

Su situación de puerto abrigado, en uno de los estuarios más apacibles en la costa occidental del Pacífico Sur, constituyó una condición ideal que la convirtió en el Mayor Astillero de mar del Sur que tuvo España.

Guayaquil fue la cuna de la libertad, que se cristalizó en la Aurora Gloriosa del 9 de octubre de 1820, cuando por primera vez, en lo que ahora es el Ecuador, hubo una Declaración explícita y formal de Independencia. De Guayaquil, salieron los ejércitos que libertaron Quito, el 24 de mayo de 1822, y de esta misma ciudad salió un numeroso contingente que selló la libertad de la América del Sur, en las batallas de Junín y Ayacucho.

Su situación geográfica tuvo una importancia geopolítica trascendental motivó, que fuera escenario de la única entrevista que tuvieron los libertadores Simón Bolívar y José de San Martín, el 26 de julio de 1822.

Arquitectura colonial del centro histórico (Guayaquil – Ecuador)

Ya en la época republicana, la dinámica de su puerto fluvial conectó a la región y al país con el comercio mundial, abriendo miles de oportunidades laborales y de progreso para todos los ecuatorianos. Por su puerto salía la pepa de oro (cacao) y el banano hacia los puertos de Europa y Norteamérica, y llegaban los últimos avances tecnológicos que modernizaron la vida del país.

Hacia 1960, Guayaquil se transformó de puerto fluvial en puerto marítimo, impulsando el desarrollo económico, social y cultural de la ciudad, y el país, que motivaron el interés de grandes empresas navieras que dinamizan su rico comercio. Su gran mercado de oportunidades diversas, y la belleza de su paisaje urbano enmarcado por el rio con su fresca brisa, fueron el marco ideal para las manifestaciones de arte, cultura y una variada gastronomía, que la caracterizan como un destino turístico de creciente importancia.

Esta ciudad del rio grande y del estero, “donde el sol es un sol domiciliado, que amanece riendo en el primero y se duerme jugando en el Salado” como cantara el poeta Pablo Hanibal Vela, abre sus brazos a propios y extraños, para compartir el esfuerzo de construir una sociedad de paz y un mundo mejor.

Murales

La comunidad artística y las autoridades locales son muy activas. Aquí hay una guía para poder visitar los más representativos.

Datos Prácticos

  • Fundación: 25 de julio de 1535 (484 años)
  • Independencia: 9 de octubre de 1820 (199 años)
  • Altitud: 4 m s. n. m.
  • Clima: Tropical de sabana
  • Población Metropolitana: 3 113 725 hab.

¿Cómo llegar?

  • Aeropuerto Internacional José Joaquín de Olmedo
  • Terminal Terrestre Jaime Roldós Aguilera
  • Terminal Terrestre Vía Daule

2 comentarios sobre “Diario de a bordo: Guayaquil

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s